viernes, 3 de mayo de 2013

MI NIÑA (Sevillanas)


I
Tiene mi niña un vestío
con los lunaritos verdes,

con los lunaritos verdes
tiene mi niña un vestío
con los lunaritos verdes
tiene mi niña un vestío
con los lunaritos verdes.

Con los lunaritos verdes
bordaos en sus volantes
que aceitunitas parecen
bordaos en sus volantes
que aceitunitas parecen.

Su cuerpo es como una espiga
inspiración de poetas
de los cinco continentes,
tiene mi niña un vestío
con los lunaritos verdes.

II
Un clavel lleva en el pelo
blanco como la azucena,

blanco como la azucena
un clavel lleva en el pelo
blanco como la azucena
un clavel lleva en el pelo
blanco como la azucena.

Blanco como la azucena
y en las manos dos palomas
que hacia las alturas vuelan
y en las manos dos palomas
que hacia las alturas vuelan.

Con estilo y poderío
su baile quita el sentío
su arte no tiene fronteras
 y un clavel lleva en el pelo
blanco como la azucena.

III

La sangre de  faraona
que le corre por las venas,

que le corre por las venas
la sangre de faraona
que le corre por las venas
la sangre de faraona
que le corre por las venas

que le corre por las venas
vibra al son de una guitarra
que su coraje despierta
vibra al son de una guitarra
que su coraje despierta.

Cuando el salero derrocha
con mirada misterisa
borra toítas mis penas
¡ay!, su sangre Faraona
que le corre por las venas.

IV

Brillan como dos luceros
sus ojos color de miel,

sus ojos color de miel
brillan como dos luceros
sus ojos color de miel
brillan como dos luceros
sus ojos color de miel.

Sus ojos color de miel
y sus destellos dorados
los hacen resplandecer
y sus destellos dorados
los hacen resplandecer.

Amapolas son sus labios
dulces, fragantes y sabios
qué más se puede tener
si brillan como luceros
sus ojos color de miel

R. Bersabé (3 05 2013)



No hay comentarios:

Loading...

Seguidores

Datos personales

Mi foto
Todos los poemas de este blog están inscritos en el registro de la propiedad intelectual de Tarragona.