viernes, 24 de marzo de 2017

Celos



Relámpagos de celos obstinados
furiosos por mi cuerpo van corriendo
y en mi pecho cual potros desbocados
espinos de zarzales van tejiendo.

Hoguera  que no apaga ni tus besos
ni tus manos colmadas de ternura
ni tus ojos repletos de embelesos,
nada calma mi furia y mi locura.

Que malitos son estos celos míos
que no me dejan disfrutar tu amor
quién pudiera curar mis desvaríos.

Quién lograra sanarme de este mal,
quién pudiera calmarme este dolor
y arrancarme del pecho este puñal.



No hay comentarios:

Loading...

Seguidores

Datos personales

Mi foto
Todos los poemas de este blog están inscritos en el registro de la propiedad intelectual de Tarragona.